26 diciembre, 2012

Los Miserables: la película musical


Después de unos meses en los que este blog necesitaba un merecido descanso (sobre todo porque empezaba a aburrirme y entonces todo pierde su sentido) creo que se merece una vuelta a lo grande con un comentario sobre la película de Los Miserables, mezclando dos de las cosas que más me gustan en este mundo: el cine y el musical. Otro día hablaré sobre comer y sobre mujeres, que también me gustan bastante.

Como todos saben (salvo que vivan en otro planeta), la gracia de Los Miserables como película reside en que en vez de hacer una adaptación musical como siempre se ha hecho, el director Tom Hooper (El discurso del rey) ha hecho que los actores canten en directo en el rodaje, o sea, nada de playback. Y esa decisión condiciona toda la película.

¿En qué condiciona la película que los cantantes no hayan grabado previamente la voz? Para empezar, las canciones se actúan de verdad, se deja de lado la perfección de la dicción y las notas para dar paso al verdadero significado de la letra. Esto es lo más obvio, pero hay mucho más. Para que los canciones tengan sentido dramático, el director debe dejar los planos suficientemente largos para no perder la musicalidad (si ya es difícil para un actor mantener la continuidad de una secuencia, imagínense esa misma continuidad cantando).

Esos planos largos dan lugar a un estilo de musical radicalmente diferente a lo que estamos acostumbrados. Si entras y asumes ese estilo, entonces caes en el juego y te enfrentas a lo que yo creo que es la mejor adaptación cinematográfica de un musical que han visto mis ojos.

Hay cosas curiosas que contar acerca de la adaptación.

Mucho se ha hablado sobre la nueva canción Suddenly. El compositor dice que necesitaba una pieza que diera continuidad a una parte concreta que era muy  íntima para el escenario y que, por tanto, la adaptación al cine le da esta nueva oportunidad. Ya, ya…

Suddenly es un caso claro de incorporar una canción para tener la oportunidad de ganar premios a los que no se puede acceder con las otras canciones del musical porque no están compuestas expresamente para el cine. De hecho, el argumento del compositor es surrealista: no hay canción más íntima que Bring Him Home, que sobre el escenario es brutal y en la película, ciertamente, es todavía menos íntima.

Independientemente de esa gran mentira publicitaria, Suddenly es una canción preciosa que encaja perfectamente con el resto de la partitura. Por otra parte, la publicidad no nos dice nada de ciertas frases y melodías de pocos segundos que no están en el musical y que aquí son necesarias para el entramado. Por no hablar de unos pocos segundos de música que si estaban en el musical francés original y que se perdieron en el olvido cuando a mediados de los 80 se adaptó radicalmente para el escenario londinense. Y me refiero a unas notas que acompañan a Eponine en un momento dado.

Todos los actores están bien. Pero hay tres caracterizaciones que son, a mi parecer, espectaculares. 

La primera es la renombrada Anne Hathaway. Su personaje es uno de los más agradecidos del musical... pero es que ella lo borda. De hecho, su desaparición supone un pequeño problema para la película porque, como espectador, sabes que es improbable alcanzar las cotas de intensidad que han tenido sus momentos. Y su canción I dreamed a dream, junto al elemento estilístico del que hablábamos antes, o sea, no cortar las secuencias en decenas de planos, hace que su primer plano mantenido prácticamente a lo largo de toda la canción haga que, este año, la Hathaway se lleve todos los premios existentes. Y de verdad, se los merece. Yo creo que no había espectador en la sala al que no se le haya roto el corazón.

El segundo personaje es, por supuesto, el de Hugh Jackman, al que curiosamente nunca caracterizan con la barba que Valjean arrastra en todas las puestas en escena teatrales. Jackman tiene un vibrato que me molesta… no en este papel, sino que siempre me ha molestado… pero volvemos a lo de antes: su Valjean es actuado. Y hay un momento significativo, justo antes de At the end of the day, cuando rompe sus documentos de la condicional, en los que se le quiebra la voz que… bueno, yo creo que se me saltaron las lágrimas.

Y el tercero ha sido toda una sorpresa: Marius. Con una voz muy potente y una presencia brutal, consigue acaparar todas las miradas. Se come sus escenas sin problemas y actúa con una credibilidad envidiable.

El resto cumple con su cometido correctamente: Rusell Crowe está bien y hace un buen Javert, con las dimensiones que requiere (porque como bien dice Valjean, Javert no es malo, sólo hace su trabajo). Y quizá Amanda Seyfried sea el personaje que menos me convence (pero también es cierto que hay muy pocas Cosette que me convenzan. Un papel muy alto, muy operístico y engolado y con el que hay que poner la voz en un lugar muy complicado. Yo creo que Cosette es el papel menos agradecido de la obra).

La puesta en escena del director es soberbia. Los primeros cinco minutos te dejan completamente sobrecogido en la butaca… pero la creación de las barricadas, el suicidio, el A heart full of love, la embestida, los disparos a Gavroche… hay momentos en los que el director ha conseguido darle dimensión a la historia del musical y hacerla cinematográfica… Porque hay unos Miserables que funcionan muy bien sobre un escenario teatral y hay otros Miserables que funcionan muy bien como película.

Y por último, la labor de Anne Dudley. Las nuevas orquestaciones son espectaculares. Pero es que además, al estar hechas después de rodar la película (mientras se grababa la película, los actores cantaban acompañados de un piano) lo que han hecho es amoldarlas a las necesidades.

Como ejemplo, el magnífico final de Stars, que canta con cierta tosquedad Rusell Crowe pero que llegado a un punto, la orquesta se impone sobre su voz y ayuda a realizar la transición entre secuencias salvando la papeleta al actor.

La película de Los Miserables es una obra perfecta, llena de pequeños detalles que los amantes del musical adoramos: ligeros cambios en la estructura, caras que reconocemos (ese obispo, ese obispo) y canciones que desaparecen aunque quedan bien apuntadas en un par de acordes (así de repente, me viene a la cabeza el Turning, Turning o el Thenardier en las cloacas).

Cuando leí  la forma en la que se iba a rodar Los Miserables creí que era un error mayúsculo (¿quién deja de lado la perfección vocal de lado en un musical?). Pero me quito el sobrero ante Tom Hooper. Su forma de rodar es tan inusual, tan innovadora, que no dudo que le lloverán palos de críticos paletos (y hay muchos escribiendo en medios profesionales). Pero aquí hay talento en cada uno de sus fotogramas. Y cuando has visto mucho cine y te conoces este musical al dedillo es muy complicado que te sorprendan. Y yo estoy completamente noqueado por la experiencia. Mi película mental, esa que he construido a lo largo de los años cada vez que veía el musical, era muchísimo peor que esta (y eso que es mucho más fácil imaginar una película que rodarla).

Ahora para ser feliz, necesito que salga un BluRay en condiciones.

29 comentarios:

  1. Doy por hecho que de la versión doblada, ni hablamos, ¿no? ¿O se ha estrenado sólo en versión original?

    La verdad es que no soy muy amante de los musicales tan intensivos. "El Fantasma de la Ópera" me aburrió bastante, por largo. Y mi interés en esta película era casi nulo.

    Pero mira, igual le doy una oportunidad. Aunque sea al blu-ray.

    ¡Felices Fiestas, Sergio!

    ResponderEliminar
  2. Que colm wilkinson sea el obispo de M me parecio un puntazo. Para mi Colm es el mejor Valjean EVER.

    Hay muchas cosas que debatir... A mi como musical me ha gustado como pelicula la veo algo irregular. Lo intimo lo solventa bien en general pero la epica se le da regular.

    One day more y do you hear the people sing se me quedan muy a medio gas. Y el bring him home merecia un plano fijo como el de la hattaway. Tal y como esta rodado el bring him home me parece un cortarollos total y eso que es mi cancion favorita.

    ResponderEliminar
  3. A mi russel crow si que me ha gustado mucho y el que hace de marius me ha encantado.

    Eponine lo hizo mejor en el 25 aniversario. Aunque a little fall of rain es preciosa.

    Cosette es un personaje inexistente pero es problema del propio musical.

    Y mi principal pega a todo son los thenandier.

    Me resultan unos personajes asquerosos y si bien ese punto bufo en teatro sirve para aligerar un poco en la peli siempre que salen me cortan el rollo totalmente. Sobre todo su ultima aparicion que no me gusta nada.

    Aun asi la bonham carter esta mas comedida que de costumbre.

    Y lo de la hattaway es estratosferico. Y el final es tan bonito...

    Amar a aguien es ver la cara de dios...

    ResponderEliminar
  4. Tambien creo que despues de lo de la hattaway a la pelicula le cuesta un poco recuperarse. Pero es que ese plano es tan brutal...

    Y el comienzo coincido en que es tremendo.

    ResponderEliminar
  5. Por partes, porque El anónimo dice, como siempre, cosas muy interesantes: te doy la razón en el Bring Him Home. Ya apunto en el blog que le han quitado la intimidad que tiene sobre el escenario, en donde un foto de luz ilumina la figura de Valjean y este tiene el cuerpo de Marius a sus pies. En la película lo hacen alejado del cuerpo y paseando por la barricada. No sé muy bien la razón de esta solución visual, aunque seguramente en los comentarios del BluRay nos enteraremos del porqué.
    Los Thernadier adquieren dimensión en el teatro porque todo lo que se vive es demasiado intenso y deben aligerar un poco la historia. En una película normal jamás se admitiría un cambio de tono tan brutal. Aquí hay cosas que son muy divertidas sobre el escenario pero que en la película no tienen gracia. Pero aún así, son tan patéticos como personajes que aceptas de buen grado que sean tan poco graciosos.
    No estoy de acuerdo con el One Day More, que creo que tiene mucho más empaque en la película que en el teatro. Las escenas paralelas, saltándose el tiempo y el espacio dan un golpe de efecto que es perfecto para la película. Y el Do you hear es complicado situarlo en la película, por lo que lo han apuntado sólo en la escena final. Yo creo que es acertado.
    Y sí, lo de Hathaway no es de este mundo. Ya estaba fantástica como Catwoman, pero esto demuestra que esta tipa, con lo joven que es, nos va a dar muy buenos momentos a lo largo de su carrera.
    Los Miserables me reconcilia con el cine musical, con el cine inteligente, con pocas concesiones al espectador... me estoy planteando seriamente verla un par de veces más en sala grande.
    Aquí no hay posibilidad de versión original, pero vamos, sólo dicen cuatro o cinco frases en español, el resto es inglés (una decisión, la de doblar cuatro o cinco frases que todavía no le he encontrado sentido, salvo el puramente económico para el doblador).

    ResponderEliminar
  6. El anónimo es un genio aunque no esté de acuerdo en todo lo que dice sí me han dado que pensar algunos de sus comentarios, sobre todo lo de los Thenardier. Algo de eso me pasó por la mente mientras veía la peli.
    La Hathaway ha pasado de princesa a reina.

    ResponderEliminar
  7. Ah y lo de doblar las escasas frases de diálogo no cantado es una estupidez, te rompe el ritmo totalmente

    ResponderEliminar
  8. Yo la vi en VO y la verdad es que no se que es lo que han podido doblar porque cuando no estan cantando hay recitativos entonados. Frases dichas habra 4 o 5 en toda la pelicula asi que no le veo el sentido.

    Por cierto otra cosa con la que no estoy nada contento es con los subtitulos... que algunas canciones se las inventaba directamente y en las mas corales no ponian ni la mitad de lo que se estaba diciendo.

    Respecto a one day more es que en la version del 10 aniversario es tan epico y tan emocionante que aqui en la peli me falto ese punto de no se a donde voy pero todo se esta moviendo bajo mis pies.

    jackman que a mi me cae genial y me gusta como canta, creo que esta demasiado actuado, su valjean es muy cerebral, nunca acabo de sentirlo del todo salvo al final.

    Sin embargo el javert de russel crow pese a cantar infinitamente peor lo veo mas natural, mas directo.

    Empty chairs at empty tables sin embargo que a mi no me ha dicho nunca nada, aqui me emociono como nunca y me parece un highlight total.

    La verdad es que tengo ganas de volver a verla para fijarme en detalles de la narracion que se me escaparon.

    ResponderEliminar
  9. No os perdáis esto. Dos actores cantando en un pub: https://www.youtube.com/watch?v=rlYVHOUa3Vo

    ResponderEliminar
  10. Leí este post cuando todavía no tenía comentarios, pero decidí esperar hasta ver la peli esta tarde. Habéis dicho tantas cosas y creo que estoy de acuerdo con casi todas, jejeje. Sobre todo lo de la Hathaway, que es brutal. Propongo Oscar directo, sin nominaciones ni nada.

    One day more y Do you hear, que son mis favoritas, también me parecen más épìcas en teatro como apunta el anónimo, pero aun así me han gustado muchísimo.

    Empty chairs me parece una canción que siempre mereció ser de las más célebres del musical, sin embargo reconozco que me ha emocionado de forma muy desigual en las distintas versiones que he tenido ocasión de verla: concierto 10º aniversario, 25º aniversario, las tres veces que lo he visto en Londres y finalmente la versión Redmayne de la peli. Algunas de ellas realmente me pasaron sin pena ni gloria, y vuelvo a coincidir con el anónimo en que en la peli pasa con mucha gloria. Aunque su timbre de voz no me ha terminado de cautivar, y él mismo no me gustaba demasiado antes de esta peli, reconozco que este chaval me ha sorprendido muchísimo, sobre todo interpretativamente.

    Jackman y Crowe bastante bien, aunque a mi preciosa Stars la haya tenido que salvar la orquesta.

    El doblaje, vuelvo a coincidir con todos en que es una estupidez, para las pocas frases que son, que cortan el rollo como dice Inma, y respecto a los subtítulos de "traducción libre", tengo la sensación de que han utilizado directamente las letras del musical en español, pero no puedo confirmar esa sospecha porque no me atrevi a ir a verlo.

    El Master of the House queda totalmente diluído en el cine. En el teatro te diviertes un poco, y en la pantalla solamente da asco, pero sí, es cierto que hay cosas que funcionan en teatro solamente. Los Thenardier colándose en la boda me sobran tanto en teatro como en la peli.

    Sobre el abuso de primeros planos que tanto he leído por ahí, tengo que decir que a veces me ha cansado un poco, pero en otros momentos me parece un acierto total, caso del I dreamed a dream.

    Me dejo mil cosas, pero al final no serán más que una repetición de lo que ya habéis comentado, como casi todo lo que he dicho.

    He disfrutado muchísimo y espero repetir. He tenido un serio problema porque tenía unas ganas locas de ir al servicio a falta de hora y media para el final, y no encontraba el momento de hacer la escapada porque sabía que me perdería alguna canción. ¿Cuál sacrificar? Imposible decisión. Así que llegué a un acuerdo con mi vejiga para aguantar el tirón, pero llegué a los créditos que no me podía ni sentar derecha.

    ResponderEliminar
  11. Hubiera matado por estar en ese pub ese día.

    ResponderEliminar
  12. Y yo, y yo... de todas maneras, yo canto una Confrontación muy buena. Si algún día tienes oportunidad de oírme, te la canto entera. Puedo hacer los dos papeles y cuando las dos voces se superponen al mismo tiempo, emito un sonido muy curioso para disimular...

    ResponderEliminar
  13. No tengo tiempo de ver nada, pero quería decir que la presencia de los Thenardier en la boda siempre me chirrió pero es la forma de que Marius se enteré de que fue su suegro quien lo sacó de la barricada vivo. Víctor Hugo anduvo flojo ese día, problemas de próstata.
    Los primeros planos a mí me han tocado la patata, sobre todo de la Hathaway. Muy expresivos, emocionantes y acertados.
    Prisa, prisa, prisa

    ResponderEliminar
  14. Ah lo más importante, la versión de Otelo de Sergio haciendo todos los papeles a la vez debería ir al Liceo. Insuperable

    ResponderEliminar
  15. A ver si el año que viene en el festival en vez de ir al concierto vamos a tener que asistir al recital de Sergio :P

    ResponderEliminar
  16. No entiendo las criticas que esta teniendo en plan es aburrida o es una peli para oscars...

    ResponderEliminar
  17. Porque los críticos, en general, son bastante patateros. Los de verdad, los de la vieja escuela, están a otro nivel, pero de esos quedan tan pocos. Me acuerdo, generalmente, de José Luis Guarner, de Fotogramas, que habría adorado esta película.
    En Estados Unidos, en general, se le ha tratado bastante mejor (aunque también ha recibido algún que otro palo).
    Yo estoy ansioso por volver a verla. La imagen de la cámara saliendo del agua y mostrando a todos los convictos tirando del barco al ritmo del Look Down no me la quito de la cabeza...

    ResponderEliminar
  18. La gente es estúpida. Que si es aburrida, que siempre se repite la misma tonalidad.... joder!, ¡que es la "copia" casi exacta de un musical en la gran pantalla, no la adaptación del libro!!.

    Espectacular. ME gustó muchísimo. Tendrá errores, pero me ha llenado. Jamás he tenido durante tanto tiempo tantas ganas de llorar al ver una película. Perdón, un Musical.

    ResponderEliminar
  19. Bueno, y luego están los que, como digo yo, no saben lo que van a ver, que es un musical, y opinan que cantan demasiado...

    ResponderEliminar
  20. Eso tienen los musicales por desgracia, que canta demasiado

    ResponderEliminar
  21. El plano del principio es espectacular, a mi me dejo patidufuso.

    Pues anda que si a los miserables le critican que siempre se repite la misma tonalidad que no dirian algunos si passion se convirtiera en pelicula algun dia...

    ResponderEliminar
  22. Vaya! Todo el mundo contra Passion, uno de mis musicales favoritos... Si lo hicieran en cine, sería feliz...

    ResponderEliminar
  23. Eh que para mi passion es obra maestra absoluta y el vertigo de los musicales pero siempre los haters le critican que solo usa tres notas en toda la obra...

    Por eso digo que si a los miserables que tiene tropecientas melodias le estan criticando que repite tonalidad a passion que es tan claustrofobico no se lo que le dirian

    ResponderEliminar
  24. Por cierto se supone que rob marshall esta preparando la adaptacion de into the woods...

    ResponderEliminar
  25. VIVA EL CINEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  26. elanonimotranquilo12:27 a. m., enero 07, 2013

    La he vuelto a ver en el cine y he llorado aun mas que en la primera vez

    ResponderEliminar
  27. Gran puesta en escena y decoración y medios y también buenas canciones para que todo en 'Los Miserables' acabe sonando huero, vacío, hueco.... Una lástima. Un saludo!

    ResponderEliminar
  28. Hay muchas personas que piensan que Los Miserables es hueca. Evidentemente, por este post, yo no soy uno de ellos. Pero hay tantas que empiezo a pensar que esto necesita un estudio serio...

    ResponderEliminar