06 octubre, 2011

25 años de nada

Acabo de ver los últimos 30 minutos del 25º Aniversario de El Fantasma de la Ópera, que no sólo son absolutamente fantásticos sino que muestran un espectáculo que, a día de hoy, sigue en plena forma. En cuanto lo vea entero, le dedico un post completo (el BluRay sale en un mes aunque seguramente lo veré antes por medios tecnológicos de dudosa procedencia).


Lo que me mosquea es que hayan pasado veinticinco años en una patada. Así, de repente. Recuerdo perfectamente el momento y el lugar en el que escuché por primera vez la canción principal del musical. Recuerdo cuando y cómo me compré el primer LP, de un sólo disco, de El Fantasma... y recuerdo como me tumbé sobre la cama a escucharlo con el libreto delante (que estaba sobre la funda de papel del disco).

Y debido al éxito de la foto de Luke Skywalker del anterior post, que habéis colgado en Facebook, copiado en vuestros blogs, subido a Menéame (con escaso interés, pero gracias al que lo hizo) y provocando que pasara de las doscientas visitas diarias a las 400 durante unos días... he decidido demostrar que 25 años es más tiempo del que parece. Y lo hago de forma canallesca, rozando el escarnio público y la actitud "telecinquera". Lo hago con dos fotos de dos grandes mitos, de mis actrices adoradas, de mis sueños pasionales juveniles: la gran Kathleen Turner y mi amada Geena Davis

En mi cabeza, la Davis está tan guapa como en El Turista Accidental (¿se han olvidado de lo buena que era esta película?), y la Turner tan espectacular como en Tras el corazón verde.

No me río de ellas mostrando estas fotos. En cierto sentido, las sigo queriendo. El tiempo pasa, mi pelo se cae y el dentista ha decidido cambiar mis dientes... todos envejecemos. Pero ellas juegan con ventaja: algún día mi hijo verá Tras el corazón verde y una nueva generación caerá rendida a los pies de la Turner.

Igual que yo me enamoré de la Hepburn ( de las dos, da igual), de la Monroe, de la Bergman o de la Kelly... el tiempo real pasa, pero en el cine, se queda.

La gran Geena Davis, tan alta, tan guapa, tan natural. Te adoro, tipa.

Catalina Turner no está en su mejor momento, pero a los que la amamos, nos da igual

9 comentarios:

  1. Hombre, pues Geena Davis no sé si será natural, pero mal no está la señora a su edad.
    Y sí, tienes toda la razón, porque de otra forma no podría estar enamorada de Gregory Peck, que a mí no me gustan los hombres mayores.

    ResponderEliminar
  2. Kathleen Turner fue el gran mito erótico de mi primera adolescencia. Soñaba que cuando me dedicara al cine iría a USA y le ofrecería un papel que no podría rechazar, enamorándose de mí casi al instante. Cierto es que no está en su mejor momento, pero ha estado mucho peor. Eso sí, en su climax nadie la superaba.

    http://tepasmas.com/sites/default/files/category_pictures/kathleen_turner.jpg

    ResponderEliminar
  3. Elphaba, decir que la Geena Davis no está mal, implica un desastre total en la Turner.
    Bandini, la Turner es la actriz por excelencia de nuestra generación. Nos tocó verla aparecer y desafortunadamente, nos tocó verla desaparecer, poco a poco, copa a copa.

    ResponderEliminar
  4. el anonimo tranquilo9:26 p. m., octubre 07, 2011

    La ultima vez que la turner fue la turner fue precisamente en el turista accidental. Eso une el destino de dos grandes que han desaparecido (o casi) del cine actual.

    Geena por una malisima eleccion de novios y proyectos (casi es lo mismo por que los novios y los proyectos iban juntos) pero recordarla en el thunderbird mirando a louise y diciendole "no nos dejemos coger" es algo que pocas podran superar.

    Lo de la turner pues es mas comun, salud, alcohol, desintoxicaciones, cortisonas, mala piel... Aun asi es una cachonda mental que acepto hacer de travelo en friends como padre de chendler. Y que solo tenga una nominacion al oscar por peggy sue es una injusticia. En las virgenes suicidas estaba esplendida.

    ResponderEliminar
  5. Ingmar Bergman decía que hacerse mayor es como escalar una montaña. A medida que subes la vista se hace más amplia y las fuerzas más escasas.

    ResponderEliminar
  6. Gran frase, amigo. Te mereces ese Google Phone.

    ResponderEliminar
  7. Llevo días por contarte que Javier, con 13 años y muy poca afición a los musicales, escuchó de casualidad un tema del Fantasma. Buscó la peli (no sé que versión era) la vio unas 4 ó 5 veces, nos pidió la banda sonora y lo pillé investigando en internet. Vaya si no es absolutamente actual!

    ResponderEliminar
  8. Ah, Catalina está cascada, cascada...

    ResponderEliminar
  9. el anonimo tranquilo7:51 p. m., octubre 12, 2011

    Espero que no viera la de Schumacher por que ver eso mas de una vez en la vida debe ser perjudicial para la salud.

    ResponderEliminar